Participación infantil: proyecto internacional de investigación sobre las dimensiones de la pobreza

«No limites al niño a tu propio conocimiento, él ha nacido en otro tiempo». Tagore, filósofo y poeta bengalí.

Bangladesh tiene 140 millones de habitantes. De ellos, 63 millones, el 44% de la población, son menores. Más de la mitad de las niñas y niños de Bangladesh viven en situación de pobreza. Según los expertos, sufren una experiencia generalizada de privaciones en cuanto a la alimentación, el acceso a la atención sanitaria y la vivienda, con limitadas oportunidades para superar esta situación. Un nuevo informe de Unicef en Bangladesh afirma que cerca de 33 millones de niñas y niños menores de 18 años (cerca del 56% de la población infantil) viven bajo el umbral internacional de pobreza.

  •  «Cuando voy a la escuela la gente me critica y se burlan de mí diciendo: “¡Mira, es más viejo que los demás y todavía va a la escuela!”».
  • Niño de BangladeshI

Investigación para Definir la Pobreza

Durante tres años, MATI, una ONG local, participó activamente en el proyecto de investigación participativa organizado por ATD Cuarto Mundo y la Universidad de Oxford sobre Las dimensiones ocultas de la pobreza. El Equipo Nacional de Investigación de Bangladesh facilitó la participación de grupos de niñas y niños de diferentes ONG locales en el proceso de investigación para aprender de sus experiencias y percepciones sobre la pobreza.

La infancia de Bangladesh destacó algunas dimensiones específicas de la pobreza.

  • Una de las características de la pobreza infantil identificada fue que: «Nadie escucha la opinión de los jóvenes». 

 

Revisando las dimensiones de pobreza identificadas en los grupos infantiles de investigación.

Historias que ilustran la pobreza

El pasado mes de junio delegaciones de dos grupos infantiles de investigación se reunieron en una serie de talleres en Huzurikanda (distrito de Sherpur) y Mymensingh, Bangladesh. Querían escribir historias verdaderas que ilustrasen las dimensiones específicas de la pobrezaque habían señalado durante la investigación.

El Secretariado Internacional Tapori contribuyó a la animación de los grupos de trabajo y planificó la inclusión de los relatos infantiles sobre la pobreza en su serie de Minilibros Niñas y niños de coraje. Estas historias verdaderas contribuyen a poner en relación a niñas y niños de todo el mundo y de todos los ámbitos de la sociedad mostrando sus diferentes formas de luchar y resistir a la pobreza. Puesto que escribir historias no siempre es un ejercicio sencillo, los niños, niñas y facilitadores realizaron algunas dinámicas para practicar de un modo lúdico.

Niños creando sus historias

 

«Juego de casa», juego diseñado por Taiwan Gender Equity Education Association (TGEEA.org.tw)

Cada participante utilizó diferentes personajes y acciones para contar su historia, después pudieron escribirlas de manera individual.

 

Los niños soportan una carga adicional

Los niños soportan una carga adicional de sufrimiento en nombre de sus familias, a las que aman y a las que ven permanecer en esa situación, lo que les provoca un sentimiento de impotencia. Los menores, con gran valentía, buscan su propia forma de apoyar a sus familias, reforzando con ello a toda la familia.

  •  «Mi padre tiene un trabajo muy duro». Explica un niño. «Mi padre no tiene a nadie que le ayude. A mí me gustaría ayudarle, pero él no quiere porque es un trabajo muy difícil y me podría hacer daño»

El tercer día del taller los niños y niñas reescribieron sus historias como en forma de «teatro» que pasaron a interpretar con mucho entusiasmo.

Niños durante el ensayo de la obra.

A continuación algunas impresiones de la evaluación de los talleres.

«Sabemos los sacrificios que hacen nuestras familias», afirma Shaun «En los talleres hemos aprendido a poner en común nuestras historias y a expresarlas por medio del teatro. ¡Es algo totalmente nuevo para mí!».

Participantes de los talleres

Hasta hoy nunca había hecho este tipo de actividades», añadió Alifa. «Siempre tengo dudas y pienso que no puedo mejorar. Voy a compartir lo que he aprendido aquí con otros niños».

Con la colaboración de los animadores de la asociación MATI y del equipo de Tapori, las niñas y niños de Bangladesh continúan trabajando para finalizar la redacción de sus historias. Durante el mes de noviembre se realizarán otros encuentros para la revisión final de las historias.

Este proyecto necesita la colaboración de ilustradoras e ilustradores voluntarios. Si tiene interés en colaborar, póngase en contacto con la delegación regional de ATD Cuarto Mundo Asia: . Muchas gracias

Para saber más sobre la investigación internacional sobre dimensiones de pobreza

Para saber más sobre la red infantil Tapori

Para saber más sobre el voluntariado permanente de ATD Cuarto Mundo